dimarts, 8 de novembre de 2011

REFLEXIONES SOBRE MI ÚLTIMA FOTOINTERVENCIÓN


Concluida la fotointervención TRANSLATICI [5+5] que inicié en 2009 y antes de cerrarla definitivamente me apeteció compartir con todos vosotros mis reflexiones y análisis de cómo me he enriquecido humana y profesionalmente durante su desarrollo y la gran satisfacción que produce saber que los objetivos pautados en su programación se han logrado a lo largo de su trayectoria. Tres años, cuatro fases, un país Cataluña, diversos y múltiples lugares donde realizarla y un único objetivo, hacer de la participación la clave de TRANSLATICI [5+5], y ésta, la participación, ha sido el gran éxito de esta fotointervención, demostrándome una vez más que si el planteamiento y enfoque es acertado en cualquier proyecto la respuesta será óptima.


No culpemos al espectador y / o lector de imágenes por su falta de interés hacia nuestra obra, analicemos si los fotógrafos estamos presentando en nuestras propuestas aquello que la sociedad demanda; aceptemos que necesitamos, los fotógrafos y la fotografía, una renovación de muchos de sus conceptos, y no me estoy refiriendo a las técnicas que nos ofrece el mercado, simples herramientas a nuestro alcance y disponibilidad, estoy hablando de conceptos creativos y estéticos; de lenguajes nuevos e imaginativos que rompan códigos establecidos; de miles de posibilidades tecnológicas que están ahí enfrente, sólo tenemos que interesarnos por ellas e incorporarlas a nuestros códigos de comunicación.


En la fotointervención TRANSLATICI [5+5] involucré a cientos de ciudadanos en una acción participativa como metáfora del gesto altruista por excelencia en su primera fase. Logré que los participantes aguardasen, durante un año en este mundo de vértigo e inmediatez, pacientemente excluidos de la segunda fase: la realización de las fotoesculturas, ( única fase que ejecuto solo ) piezas expositivas tridimensionales donde los elementos férreos y las fotografías se conjuran para dar pie a las piezas que serán expuestas. En la exposición, la tercera fase, transferí a los participantes la sensación simbólica de autoria de una “obra matérica” que entre otras cientos formaban una pieza creativa, única e irrepetible. Compensé a los participantes, intercambiando el instante que éstos me habían cedido para la obtención de las “obras matéricas”, con la donación de una de ellas.


Después de estos tres años metido en TRANSLATICI [5+5] debo decir que me ha permitido experimentar y crecer creativamente en amplios, numerosos y variados aspectos fotográficos, videográficos y de comunicación; lo que imagine al principio para la fotointervención TRANSLATICI [5+5] he podido lograrlo con creces, gracias a la gran acogida que ha tenido por parte del público, y porque en ningún momento dejé que las prácticas habituales y más tradicionales en el mundo fotográfico se impusieran, dejándolo desenvolupar tal como yo lo había visto nacer y evolucionar en mi mente. Una vez más la perseverancia, la lucha, la constancia, la ilusión, una buena planificación, la incondicional ayuda de Teresa y la de todos los espacios que lo han acogido, han hecho posible su realización.


Las fotoesculturas despojadas de las imágenes son el reflejo de que TRANSLATICI [5+5] ha llegada a su fin. En los enlaces a pie de texto podréis ver algunos de su momentos más significativos.


TRANSLATICI [5+5]. Primera fase, obtención de las obras matéricas


TRANSLATICI [5+5].Imágenes exposición y video


TRANSLATICI [5+5]. Cuarta fase, entrega de originales fotográficos


TRANSLATICI [5+5]. Todos los post del blog